Una novia ideal



No recuerdo el momento en que decidí cuál iba a ser el tipo de vestido de novia que quería para mí. Al inicio de todo, mi esposo y yo pensábamos en hacer una fiesta con treinta invitados, por lo que tenía en mente un vestido blanco muy elegante pero no de los que eran diseñados para novias. Después la fiesta fue creciendo y con ello mi sueño sobre el tipo de novia que quería ser. Me hice muchas preguntas ¿Corto o largo? ¿De princesa, corte imperio o tubo? ¿Escotado adelante o atrás? ¿De encaje o liso? ¿Marfil o blanco? Y después sobre el cabello ¿Suelto o recogido? ¿Me lo dejo crecer? ¿Me hago rayitos? ¿Lacio u ondulado? Luego estaba el ramo ¿Qué tipo? ¿Redondo, pequeño, boho? ¿Qué tipo de flores? ¿De qué colores las flores? Luego vienen los zapatos ¿Planos o con tacón? ¿Alpargatas o zapatos normales? ¿Elegantes? ¿Caros? Y la angustia no termina ahí ¿Me tengo que poner algo viejo, algo nuevo, algo prestado y algo azul? ¡Ahhhhhhhhh! ¡Qué angustia, qué estrés!

Todas estas preguntas eran demasiadas para alguien que nunca se había puesto a pensar en el día de su boda. Tenía todas las dudas del mundo y poco a poco fueron saliendo más y más cosas: que si las uñas, que si el gimnasio, que si la dieta, que si el spa, que si la piel, que si el tocado. Lo digo con honestidad, las fui seleccionando más por prisa y tener algo menos en qué pensar que por gusto. Afortunadamente tenía a mi mamá junto a mí para las grandes decisiones, porque yo estaba más confundida que una persona en un laberinto.

¿Estuve contenta con mi arreglo de novia? La realidad es que no. Bueno, ya con los años, sí y mucho, pero inmediato que vi mis fotos pasé horas con un sentido de tristeza porque no me gustaba cómo me veía. Me di cuenta de que es necesario tener un check list desde el inicio e ir haciendo pruebas con cada punto. Este es mi consejo más importante: practica todo antes de tu gran día. No se puede llegar al día de la boda sin saber qué base de maquillaje o labial vas a usar. ¿Básico, no? Bueno pues yo no tenía idea. Tampoco puedes cambiar de estilo porque te acabas de enterar de un día para otro que la nueva tendencia en vestidos es el escote de tal o cual manera. ¿Por supuesto que nadie lo haría? Lo hice yo, ¡Yo! Yo que mi estilo es más bien clásico y que no voy casi nunca con la moda.  En este caso soy un buen ejemplo de cómo no se deben de hacer las cosas. Pero sí te puedo contar con mucha seguridad que haría si pudiera regresar en el tiempo.

De inicio he preparado un check list con los básicos de novia y en mis siguientes post te contaré sobre las principales recomendaciones para que puedas ensayar el tipo de novia que quieres ser, con mucha antelación y te conviertas en una novia ideal.

Check list: 
  1. Vestido de novia
  2. Peinado y tocado
  3. Maquillaje 
  4. Joyas
  5. Ramo
  6. Zapatos
  7. Manicure y pedicure
  8. Algo nuevo, algo viejo, algo prestado, algo azul


 Hasta pronto y espero sigas disfrutando la planeación de tu boda.



You Might Also Like

0 comments

Top Categories